domingo, 11 de mayo de 2008

Crónica de una muerte anunciada

Cedo la palabra a Raquel, para que sea ella misma la que os relate lo acontecido la noche de ayer. Que la disfrutéis.

Anoche Ulex y yo fuimos al renombradísimo musical “Hoy No Me Puedo Levantar” de Nacho Cano, y creo que será un acierto plasmar mis impresiones aquí…


En primer lugar aclarar que Mecano es uno de mis grupos favoritos, y me había propuesto no ver este musical, la razón principal era que las canciones serían versionadas, lo cual no me hacia ninguna gracia, pero después de contar al menos una decena de personas a las cuales les gusta este grupo tanto como a mi, habían presenciado dicho acto y habían salido encantadas, e incluso hasta el punto de repetir, me dije a mi misma, “creo que esta vez me tengo que rendir a la evidencia de que puedo estar equivocada en este tema”.

Por tanto comencé a ilusionarme con verlo, y se lo comente a Ulex. Él, como resignado novio, insistió en que lo viéramos, y así fue. Me hice con unas entradas en unos buenos asientos, que no los mejores (aclarar los mejores sitios en cualquier teatro son fila 3 centradas, el motivo esta cerca como para que no te tape ningún cabezón y no coges tortícolis porque estas suficientemente lejos de la tarima como para no parecer una jirafa estirando el cuello). En nuestro caso era la fila 12, a la derecha, hasta aquí todo correcto, mi ilusión seguía, Ulex estaba contento de hacer algo conmigo que me gustara, no, que me encantara, aunque él no lo disfrutara demasiado.

Así con todo decidimos informarnos bien de lo que veríamos. Todos sabemos que Ulex busca fotos, trailers y todo tipo de material informativo; pues yo me puse a buscar el programa, ya que es lo mas parecido que puedes encontrar, y cuál fue mi sorpresa cuando encuentro canciones que no están en la discografía del grupo. Cumplen requisitos como haber sido escritas por Nacho Cano, y algunas con intención de que fueran para Ana Torroja, por ejemplo “Lía”.

Pero todos sabemos que “Lía” la canta mas Ana Belén, y no contentos con esto te remata alguien diciendo “dura casi 4 horas” y ante tu cara de sorpresa-pánico añade una coletilla “pero no se te hace largo”. Mi primera reacción al analizar esa frase fue, no es posible, hacen 2 funciones diarias, esto no es el cine, los actores se cansan, hacer una obra de teatro de más de una hora y media o dos horas ya es complicado, ese dato tiene que ser incorrecto.

Aún así, se lo advertí a Ulex, y él, con la diligencia que le caracteriza, se puso a investigar por su lado, y se encontró con lo mismo que yo “no, 4 horas es mucho, son 3 y media”. Cara de horror, “pero no se te hace largo”. Pero fue mas allá, un dato que yo no sabia, Nacho Cano abandonó el proyecto porque la duración del espectáculo le parecía excesiva… con este panorama nos plantamos en el teatro.

Comienza la obra, el hilo argumental puede estar bien, pero hay canciones metidas con calzador, y por supuesto al final del primer acto necesitas levantarte de la silla porque ya te empieza literalmente a doler el culo. Que claro, si yo estaba ya cansada, ¿cómo estarían los bailarines? En una forma envidiable. Y menos mal que las canciones estaban cortadas, si no, os garantizo que el espectáculo se pone en cinco horas.

Bueno como esto es una crítica, vamos a decir las cosas buenas y las malas, el escenario y los decorados estaban muy bien pensados, había cambios rápidos y muchos y variados escenarios por donde sucede la acción, todo estaba mecanizado con decorados que se replegaban y salían, dando mucho juego en las escenas, el vestuario es impecable, las coreografías elaboradas y bien ejecutadas, y todos los bailarines hicieron gala de una gran forma física, esto es lo bueno. Ahora toca la parte mala, aunque el apartado técnico es muy bueno, todo se viene abajo si el argumento y la ejecución de los hechos en el escenario es malo, y en mi opinión, eso fue lo que ocurrió en este caso. El argumento en el caso de un musical es relevante hasta cierto punto, te tiene que permitir que los actores canten y que esto tenga cohesión, en nuestro caso las canciones están metidas con calzador y la cohesión en algunos casos particulares, brilla por su ausencia, y para muestra un botón. “Quédate en Madrid”.

Análisis de la letra,
Con la nariz entre tus ojos y entre un plumón y otro pulmón
El corazón y los congojas todos en reunión

Con tus orejas en las manos voy enseñándole a Van Gogh
Como mejora el resultado cunado lo hacen dos

Siempre los cariñitos me han parecido una mariconez
Y ahora hablo contigo en diminutivo con nombres de pastel
Y aunque intenté guardar la ropa, al mismo tiempo que nadar
Me he resignado a ir en pelotas, mientras dure el mar

Yo que de estas estampas me limitaba ha hacer colección
Me hago un llavero con el fichero con una condición
Que el día que tengas ojos rojos y me estornude la nariz
Vamos ha hacer lo que podamos por cenar perdiz
Quédate en Madrid.



A simple vista esta canción habla de un chico enamorado y que quiere envejecer con la chica… a menos eso me parece a mi, en el musical lo canta una chica que acabe de romper con su novio, efectivamente lo deja en Madrid, a mi no me cuadra que ella diga “vamos ha hacer lo que podamos por cenar perdiz” si le acabas de dejar…



“Hijo De La Luna” está metida con calzador de forma mucho mas exagerada, y ya si hablamos del destrozo-mezcla-remix de Laika y Eugenio Salvador Dalí...



Otro botón, J.C. Esta canción se llama JC, y está dedicada a JesuCristo, lo siento mucho pero no pega nada.



Así como se echa de menos “El Lago Artificial” que habla de un drogadicto, y uno de los personajes esta en esta difícil situación.



Y ponen letra a canciones instrumentales tan bonitas como son 1917, o “Por la cara”

En conclusión, se me hizo largo y pesado, la única parte que recuerdo con más cariño es una de mis canciones favoritas que sonó completa y con la coreografía excelente que esa si se mantiene durante todo el espectáculo.


6 comentarios:

Ulex Ryu dijo...

Debo reconocer que este musical no es del tipo de sitios en el que se me suele ver (de hecho, nadie hubiera imaginado jamás que iba a acabar ahí)

Pero que demonios, solo por ver la cara sonriente de Raquel (que sí, que sonrió, que algo le gustó) mereció la pena.

Rob dijo...

ole, ole y ole, superafavor de los blogs compartidos jajaja pero en contra del musical de Mecano!! Me han contado que es como una secta, todo el mundo cantando y con cara de lobotomizado durante cuatro horas...Paso, paso de verlo.Además un grupo que rima "sentía" con "encía" no puede traer nada bueno. besos!!

Mario y Mario dijo...

No teneis ni puta idea.

Raquel dijo...

¿Mario Mario? ¿Como el del super Mario?.Que sepas que los hongos alucinógenos esos que tomas para sentirte más grande son ilegales y malos que te pasas, y que eso de montar inocentes animales tiene un nombre: zoofilia, so guarrindongo.

ChatNoir dijo...

Por favor, necesito saber que significa esta canción de Quédate en Madrid. Ayuda!!!! Porfavor!

Anónimo dijo...

Your blog keeps getting better and better! Your older articles are not as good as newer ones you have a lot more creativity and originality now keep it up!